Consejos para quemar más calorías en cualquier entrenamiento

Cuando se tiene como objetivo perder unos kilos, ir a entrenar no es solo una excelente manera para desconectar y desahogarse de un día duro, sino que es algo imprescindible para llegar al peso ideal. Entonces, ¿Cuál será el mejor entrenamiento para quemar más calorías? La combinación de un entrenamiento de cardio y entrenamiento de fuerza.
A continuación podrás ver algunos consejos para sacar el máximo provecho a cada ejercicio y movimiento.

estar a dieta

Durante cualquiera entrenamiento

1. Evitar el modo zombie entre intervalos

Cuando se entena cardio, ya sea corriendo, caminando, con la elíptica o con entrenamiento de fuerza, no se debe terminar el ejercicio con la sensación de que las piernas no serán capaces de llegar a la siguiente máquina o al vestuario, es decir, hay que terminar el entrenamiento con suficiente energía para seguir.

El truco está en conseguir una relación positiva con los periodos de descanso, esto significa que hay que hacer intervalos, trabajar entre el 80% y el 90% de capacidad cardíaca durante 30 segundos y al 70% los siguientes 30 segundos (es posible ver la frecuencia cardíaca con los sensores de la máquina de cardio o en el monitor portátil).

Cuando se mantiene un ritmo constante, normalmente el cuerpo trabaja en una intensidad media para poder mantener el ritmo del entrenamiento. Pero al hacer intervalos, el ritmo cardíaco es más elevado y aumenta la quema de calorías.

2. Limitar el descanso

Para quemar el máximo de calorías, los descansos largos no son un buen aliado. Hay que intentar recuperar el aliento y volver a ponerse en marcha en un periodo de 30 y 60 segundos. Es recomendable ponerse el temporizador del teléfono móvil para no pasarse del tiempo o quedarse corto y saber cuando es el momento exacto para volver a empezar.

chica flexiones

3. No al programa de la máquina Bajar de peso

Los programas de “perdida de grasa” o para “bajar de peso” están diseñados para mantener el ritmo cardíaco en un 55% en los momentos de mayor esfuerzo. En cambio seguir un programa de cardio, mantiene el ritmo cardíaco al 75% y esta, podría ser la diferencia entre quemar 200 calorías o 400 calorías. Ya que cuanto más alto es el ritmo cardíaco, más oxigeno necesita el cuerpo y se queman más calorías.

En la cinta

4. Velocidad vs. Inclinación

El sprint no es la única manera de conseguir un ritmo cardíaco elevado. Es mejor aumentar la inclinación de la cinta entre el 3% y el 5% en vez de aumentar la velocidad, ya que cuanta más inclinación se tenga, más calorías se queman y sin necesidad de ir más rápido. Además al tener esta inclinación durante el entrenamiento, entra en juego otros músculos que no trabajan en una carrera en superficie plana, y esto añade un desafío extra.

cinta de correr

Cuando se esté cómodo caminando (manteniendo una velocidad de 6km/h) o trotando (manteniendo una velocidad de 8km/h) con la superficie inclinada, se puede aumentar gradualmente la velocidad. Pero hay que vigilar con no tener la cinta demasiado inclinada según el rendimiento, ya que si cuesta mantener el ritmo o se aleja de la máquina, hay que reducir un poco la inclinación y seguir. Sino se estaría haciendo un sobreesfuerfo y se podría acabar lesionado.

5. Deja de ser básico

Cuando se sube a una cinta de correr, la mayoría de personas cree que está en la obligación de correr el máximo de tiempo a su máxima velocidad, pero no es así. Caminar a paso ligero o reducir la velocidad (a 3km/h) durante los descansos, permite quemar más calorías, ya que se trabajan los glúteos, los cuádriceps y la parte baja de la espalda.

Entrenamiento de fuerza

ejercicios de fuerza

6. Superseries

En lugar de descansar entre series de movimientos, hay que realizar ejercicios que trabajen diferentes grupos musculares, como por ejemplo espalda con espalda. De esta manera los músculos inferiores tienen tiempo de recuperarse y la parte superior trabajará al máximo. Y como nunca se llegará a un punto muerto, el ritmo cardíaco se mantiene alto y esto favorece más quema de calorías.

De modo que la mejor manera de hacerlo es con, tres series de 10 de peso muero (levantar la barra de pesas del suelo hasta la cintura), seguido de tres series de flexiones, hacer 10 de peso muero y 10 flexiones más, y repetir. Esto hará el entrenamiento mucho más eficiente.