Reglas a seguir para perder peso

La mayoría de las mujeres han hecho al menos una vez dieta, el 70% abandona.
Pero no desesperes, traemos la formula secreta para conseguir alcanzar tu objetivo. La mayoría de veces una dieta se abandona por seguir la regla de todo o nada, esto hace más difícil terminar la dieta y no volver a recupera los kilos perdidos.
Estas pautas te ayudarán alcanzar tu meta.

1. Almuerza siempre

Saltarse cualquier comida del día es malo, pero saltarse el desayuno es aun peor.
Muchas veces por falta de tiempo o de apetito, no se desayuna antes de salir de casa. Pero hay que cambiar esta costumbre y encontrar 10 minutos para cargar pilas y poner en funcionamiento el cuerpo y el cerebro. Desayunar pone en marcha el metabolismo y con ello favorece la perdida de kilos.

¿Qué comer? Un desayuno alto en proteínas y fibra, para mantener el estomago lleno y proporciona energía durante horas.

desayuno sano

2. Hacer un cambio para ver un cambio

Con el fin de conseguir perder esos kilos de más y por lo tanto luchar por un cambio, hay que seguir algunas pautas para conseguirlo. Es decir, cambiar algunos hábitos.
Es primordial cambiar el estilo de vida por uno saludable. Con comidas nutritivas, equilibradas la mayoría de las veces y con algún capricho en ocasiones especiales.

Esta es la regla del 80/20 para seguir una dieta ya que no se puede estar siempre al 100% de capacidad para no comer nada que no incluya el menú. De modo que esta regla dice que se puede perder peso y ser más efectivo si se siguen las pautas de la dieta en un 80%, el 20% restante es para disfrutar de algún capricho.

perder peso

3. 500 calorías

Perder peso es algo matemático, hay que perder 500 calorías al día para perder 1 kg a la semana. Si durante el entrenamiento sólo se pierden 250 calorías, habrá que sacar 250 calorías de la comida.

Hay que olvidar la idea de que el ejercicio es un pase para poder comer lo que se quiera. Porque si se tiene este pensamiento el resultado será un aumento de peso.

4. Porciones

Los frutos secos, el aguacate, los moniatos, el zumo de naranja, el arroz integral, etz. No hay que olvidar que todos estos alimentos, aunque sean saludables, aportan calorías al cuerpo.
Por lo que hay que ser consciente del tamaño de las porciones para perder peso más rápido y de una forma saludable.

perder peso

5. Olvida las viejas costumbres

El problema de perder peso muchas veces no está en bajar los kilos, sino en no recuperarlos.
Si estabas acostumbrada a tomar un refresco durante la comida y durante la dieta lo has cambiado por agua con limón, no vuelvas a coger esa costumbre y sigue bebiendo agua con limón aunque ya hayas conseguido bajar de peso.

Bajar de peso es un cambio de estilo de vida para siempre, no es algo que haces para llegar a la meta y después volver a los hábitos anteriores. Porque si haces esto, lo más probable es que vuelvas a recuperar los kilos perdidos y tendrás que volver a empezar.
Entrar en un bucle de adelgazar y ganar peso acaba frustrando a las personas que no siguen con el cambio de estilo de vida, terminando como al principio de todo. Pero con peor autoestima y menos ganar de cambiar. Por este motivo para cambiar esta actitud, hay que mantener algunas de las costumbres saludables y no volver a las andadas.